martes, 20 de septiembre de 2016

SIN PALABRAS... NOVENA POSICIÓN EN CAMPEONATO DEL MUNDO DE DIFICULTAD 2016

Simplemente estoy sin palabras después de la gran decepción que me llevé este fin de semana en el Campeonato del mundo que se celebró en París (Bercy).
Después de un duro trabajo de entrenamiento, preparación, disciplina, alimentación, mucho sacrificio y un largo etc. A veces todo lo hecho no sirve para nada cuando las cosas no salen como uno quiere y como tienen que salir. Y es que todo lo dicho es lo que realmente viví este fin de semana.  
No voy a contar nada que ya no se sepa en cuanto a la competición, pero si mis sensaciones.
Nunca en todos los años que llevo compitiendo había ido a una competición tan en forma como esta, a nivel de sensaciones iba ligero como una pluma y la motivación y la confianza estaban al máximo.
El primer día de competición  en los cuartos de final pude experimentar todo el buen trabajo hecho con David Macià, escalando a gusto y cómodo en las dos vías sin mucho esfuerzo. 


El segundo día en semifinales las sensaciones fueron las mismas de buenas que el primer día, pero esta vez tuve algunos fallos en la colocación de los pies y del cuerpo debido a que me salté varias presas, derrochando más fuerza la cuenta aunque aún así pude pasar el corte a finales en sexta posición.


Y el tercer y último día en la final, a pesar de sentirme ingrávido y con unas sensaciones espectaculares en la zona de aislamiento como en toda la competición, no pude hacer nada para reflejarlo.
Un volumen en la entrada de la vía, nada mas cogerlo no encontré nada de tacto, simplemente se me resbalaba, y cuanto mas buscaba la posición más se me iba, no podía estar más tiempo parado y al final junté manos sin sentir nada de adherencia, subí el talón y sin más tuve que tirar sin remedio, con la consecuencia que se me fue el talón y detrás todo el cuerpo en una imposible revenida de parar, cayendo en las más profunda frustración de no poder luchar lo más mínimo, quedando en la última posición.

Fotos: Sheila Farrell McCarron, Sytse van Slooten, Leo Zhukov, Yanne Golev.

Todo lo vivido me demuestra que en ocasiones no gana el que más fuerte está, o el que más bien se prepara, sinó el que tiene más suerte y ese día se le encajan todas las piezas como si de un puzle se tratara.
Desde aquí agradezco a toda la gente que me ha estado siguiendo, creyendo en mí, y apoyándome en todo momento, sois todos muy grandes y eso es lo que hace que siempre estemos luchando por las metas hasta el final, mil gracias.
Y como no, felicitar a Adam Ondra por su espectacular merecida victoria.
Ahora después de este duro golpe de moral, a retomar poco a poco de nuevo los entrenamientos para seguir con los siguientes objetivos... 

5 comentarios:

José Miguel dijo...

¡No te desanimes hombre y continúa luchando como solo tú sabes! Sigue así.

kancerbero dijo...

Sé, bueno, imagino lo difícil que debe ser asimilar esto. Pero hay que estar ahí y estabas. Y no por primera vez! Un bache, como un canto que se rompe. Eso ya queda atrás. Ahora a sonreír y apretar los dientes pa los próximos objetivos. Ánimo bicho!

kancerbero dijo...

Sé, bueno, imagino lo difícil que debe ser asimilar esto. Pero hay que estar ahí y estabas. Y no por primera vez! Un bache, como un canto que se rompe. Eso ya queda atrás. Ahora a sonreír y apretar los dientes pa los próximos objetivos. Ánimo bicho!

kancerbero dijo...

Sé, bueno, imagino lo difícil que debe ser asimilar esto. Pero hay que estar ahí y estabas. Y no por primera vez! Un bache, como un canto que se rompe. Eso ya queda atrás. Ahora a sonreír y apretar los dientes pa los próximos objetivos. Ánimo bicho!

andoni dijo...

Eres de los mejores, deja la competi de una vez y demuestra todovese sacrificio, entreno, etc. en un lugar que no engaña, la roca! Ahi te oiremos el doble!! que necesidad de tanta competicion... aupa titan!